Cerca de 800,000 sin teléfono, Internet tras huracán en Puerto Rico

The aftermath of Hurricane Fiona is seen in a photograph taken above a city in Puerto Rico on Monday, September 19, 2022.
Las secuelas del huracán Fiona se ven en una fotografía tomada sobre una ciudad de Puerto Rico el Lunes 19 de Septiembre del 2022. (Foto de John Priddy, Patrulla Fronteriza y Aduanas de EE. UU./U.S. Customs and Border Patrol; Gráfica por The Desk)

Traducción por Carol Alfonso – for the original English-language version, click or tap here

Un fuerte huracán que azotó una parte de Puerto Rico durante el fin de semana ha dejado sin servicio de cable, teléfono e Internet a casi 800,000 residentes.

La cifra fue reportada el Martes por la Comisión Federal de Comunicaciones (Federal Communications Commission – FCC), que dijo que la cantidad de personas que han sido desconectadas de los sistemas de cable y de los proveedores de servicios de Internet por cable ha aumentado en los días desde que el huracán Fiona azotó la isla atlántica el Domingo.

El huracán atravesó Puerto Rico como una tormenta de categoría 1, dañando los servicios públicos críticos en los que confían casi 3.2 millones de personas. Gran parte de la isla sufrió un gran corte de energía en las horas inmediatamente posteriores al paso del huracán, y cientos de miles de personas siguen sin agua corriente.

La infraestructura de comunicaciones de la isla también se ha visto afectada, con más del 30 por ciento de las torres de telefonía celular de Puerto Rico desconectadas, dejando a cientos de miles de personas sin un servicio de telefonía móvil confiable. En total, más de 760 torres de telefonía inalámbrica están fuera de servicio en Puerto Rico, dijo la FCC, y la mayoría de ellas se desconectaron debido a cortes de energía. Muchas de las torres telefónicas afectadas no tenían una fuente de energía de respaldo.

La situación también está afectando particularmente a los clientes de cable, Internet y telefonía fija: un día después de que el huracán Fiona tocara tierra, la FCC dijo que a más de 767,000 clientes se les cortó el servicio de cable, teléfono o Internet. Ese número saltó a más de 795,000 el Martes por la mañana.

La FCC dijo que está trabajando con agencias gubernamentales y compañías de telecomunicaciones en Puerto Rico para establecer asociaciones que ayudarán a traer equipos a la isla y permitirán a los clientes navegar en las redes de servicios de la competencia. La agencia también está extendiendo los plazos y eliminando las tarifas para las empresas de radiodifusión y comunicaciones afectadas por la tormenta.

Jessica Rosenworcel, presidenta de la FCC, hizo comparaciones entre el huracán Fiona y el huracán María, una tormenta que devastó a Puerto Rico hace cinco años. Rosenworcel dijo que muchas de las áreas devastadas por el huracán María estaban siendo impactadas nuevamente por el huracán Fiona.

“En tiempos de crisis, mantenerse conectado adquiere una nueva urgencia,” dijo Rosenworcel. “La FCC está evaluando el impacto en los servicios e infraestructura de comunicaciones y emitiendo informes públicos diarios para mantener informada a la gente. Trabajaremos en estrecha colaboración con socios gubernamentales y proveedores de comunicaciones para apoyar los esfuerzos de restauración a medida que las familias y los residentes de toda la isla comiencen a reconstruir, una vez más.”

El Domingo, el presidente Biden aprobó una declaración de emergencia por desastre que dirige la asistencia y los fondos federales de emergencia a Puerto Rico. La declaración pone a la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (Federal Emergency Management Agency – FEMA) a cargo de la respuesta a desastres allí. Hasta el Martes por la tarde, los funcionarios de FEMA se dirigían a la isla, pero no se habían establecido centros de recuperación por desastre.